Alimentación infantil Alimentación escolar Huesos fuertes Corazón sano Bienestar digestivo
     Test desayuno infantil

Foros de PULEVAsalud
Personas indecisas
Cada persona en su vida cotidiana tiene que estar constantemente tomando decisiones. Cuando vamos a la compra y elegimos unos determinados productos o cuando elegimos que ropa ponernos estamos decidiendo. Las decisiones pueden ser intrascendentes, como las que hemos referido anteriormente o de suma importancia como elegir qué carrera estudiar o la persona con la que vamos a pasar nuestra vida. A algunas personas el hecho de tener que decidir le crea auténticos quebraderos de cabeza, normalmente prefieren que otras personas o los propios acontecimientos sean los que decidan por ellos, son las personas indecisas.

1. Características de las personas indecisas 
2. Consecuencias de la indecisión 
3. Cuando la indecisión se convierte en una patología 
4. ¿Cómo acabar con nuestras indecisiones? 
 
  1. Características de las personas indecisas
 
La indecisión nos paraliza y nos hace perder oportunidades.

Toda decisión para que sea acertada debe ir precedida de un análisis previo. Este análisis será más rápido y superficial cuando el tema en cuestión sea de poca relevancia, por ejemplo elegir un restaurante para ir a cenar y será más profundo y reflexivo cuando se trate de un tema de mayor importancia.

La reflexión y ponderación de las posibles opciones previa a cualquier elección debe ser proporcional al hecho sobre el que se va a decidir. En las personas temerarias y atolondradas esta reflexión es casi inexistente lo que les suele llevar a tomar muchas decisiones equivocadas. En cambio en las personas indecisas este periodo se alarga hasta tal punto que les produce un mar de dudas, el miedo a tomar una decisión equivocada hace que prorroguen su decisión o simplemente que no tomen ninguna, que en muchas ocasiones es la peor elección posible.

Como podemos suponer la característica que más define a las personas indecisas es la inseguridad, esta inseguridad es un reflejo de la falta de confianza en sí mismos y de cierta falta de autoestima. Estas personas no quieren decidir porque no se consideran capaces de hacerlo con acierto, por eso prefieren que sean otros quienes decidan por ellos.

Otra característica bastante marcada en estas personas es una cierta visión pesimista de la vida. Ante cualquier decisión les invade el miedo al fracaso. Ante cualquier problema que se les plantea, tienden a valorar más los inconvenientes que pueden derivarse de su decisión que las ventajas. En vez de hacer un análisis reflexivo sobre las ventajas e inconvenientes que plantea cualquier decisión, lo que hacen es enfatizar en los aspectos negativos lo que les lleva a agobiarse y a no querer decidir. Prefieren que las cosas se queden como están, ya que opinan que todo es susceptible de empeorar.

A las personas indecisas no les gusta arriesgar y les agobia la responsabilidad, en muchas ocasiones prefieren tener a alguien cerca en el que se puedan apoyar, que les sirva de consejero y que cuando sea necesario decida por ellos.

Existe un tipo de personas indecisas que son aquellos que podríamos denominar como "excesivamente analizadores", son personas a las que les cuesta enormemente elegir cualquier opción porque buscan la decisión perfecta, aquella que le de una seguridad absoluta de éxito y rechazan cualquier opción porque siempre le ven algún defecto.


Volver al índice 

  2. Consecuencias de la indecisión
 

Las decisiones tomadas a la ligera nos pueden acarrear un sinfín de problemas, sobre todo cuando estamos hablando de cosas importantes. La duda es buena si la sabemos aprovechar para analizar y estudiar mejor las distintas opciones, pero cuando la indecisión se convierte en algo endémico puede ser muy negativo para nuestra propia vida.

Disraeli decía que "la acción tomada no siempre trae la felicidad pero no existe la felicidad sin tomar acción", evidentemente una decisión equivocada nos puede traer problemas, pero si no tomamos decisiones no lograremos conseguir nada de lo que realmente deseamos. Cuantas personas han perdido la ocasión de lograr el amor de su vida, o la posibilidad de lograr el éxito profesional por falta de decisión.

Se dice que se pierde más por las decisiones no tomadas que por las decisiones equivocadas. Cuando tomamos una mala decisión, raramente es irremediable, si elegimos unos estudios, un trabajo o incluso una pareja que al tiempo vemos que no nos interesa siempre tendremos la posibilidad de cambiar. Pero si la indecisión nos lleva a dejar escapar todas las oportunidades, siempre estaremos imaginando como podría haber sido nuestra vida de haber sido más decididos.


Volver al índice 

  3. Cuando la indecisión se convierte en una patología
 

Cuando hablamos de la indecisión como un síntoma patológico, no nos referimos a aquellas personas que dudan y son incapaces de enfrentarse a cuestiones vitales, como cambiar de trabajo o comprarse una casa. La indecisión se convierte en un síntoma cuando la elección más simple y más intrascendente se convierte en un auténtico problema para la persona.

Hay personas a las que tener que elegir la ropa que ponerse, que detergente comprar o a donde ir a pasar una tarde cualquiera les supone un auténtico obstáculo. En estos casos, estamos hablando de un auténtico trastorno que destruye la seguridad de las personas que lo padecen.

Estas personas llegan a sentirse en un estado de confusión total, son incapaces de tomar cualquier tipo de elección por intrascendente que esta sea ya que siempre tienen la duda de si su elección sería la correcta. Este trastorno tiene tratamiento farmacológico.


Volver al índice 

  4. ¿Cómo acabar con nuestras indecisiones?
 
Lo principal para acabar con la indecisión es reforzar nuestra autoestima. Debemos de cambiar la manera en que nos vemos a nosotros mismos, reforzar nuestra seguridad. Para ello es positivo que pensemos en nuestras cualidades, debemos evitar hablar mal de nosotros mismos, buscar amigos y rodearnos de personas que nos acepten como somos y que no nos menosprecien, a veces romper alguna relación o amistad que esté siendo perniciosa para nosotros es la mejor manera de empezar a tomar decisiones.


Volver al índice 

Dª. Trinidad Aparicio Pérez

Psicóloga. Especialista en infancia y adolescencia.

Granada.

 Fecha de creación: 31/08/2010 12:05:22 
 Última actualización: 01/09/2010 11:44


comentarios

 Guardar en Área personal   Enviar   Imprimir   Inicio 
 
© Puleva Salud. Prohibida su reproducción total o parcial    
Política de privacidad
 
Conoce todo sobre los grandes temas de la medicina y sobre las enfermedades más frecuentes.
Descubre las claves de la alimentación humana y cómo conseguir que la nuestra sea saludable.
Cuídate con Pulevasalud.com y aprende a sacarte el máximo partido, estar en forma, vencer el estrés...
Toda la información sobre salud, nutrición y bienestar en cada momento de nuestra vida.
Conoce los secretos del cuerpo humano de una forma entretenida con nuestras aplicaciones multimedia
Una puerta abierta a la actualidad y al encuentro virtual de los usuarios en nuestros foros y chats
Conoce quiénes somos, las Sociedades Médicas que participan en Pulevasalud.com y cómo navegar por el portal
Regístrate en Pulevasalud.com y construye el portal a tu medida con los contenidos que más te interesen
Comparte tu experiencia sin lactosa
Avalado por las principales sociedades médicas